miércoles, 8 de junio de 2011

Cuadernos Ucranianos, de Igort Por Izaskun Gracia

Cuadernos Ucranianos, de Igort

Holomodor (palabra ucraniana que significa “matar de hambre”), también llamado Genocidio u Holocausto Ucraniano, es el nombre que comúnmente se le da a la hambruna provocada que asoló la República Socialista Soviética de Ucrania en 1932 y 1933.

Pero vayamos por partes. Cuando, tras la muerte de Lenin, Stalin sube al poder, pone en marcha un ambicioso plan de industrialización cuya financiación se basa en las exportaciones agrícolas (especialmente, en la exportación del trigo ucraniano). Para ello, se procede –entre otras cosas– a la colectivización estatal de la agricultura y a la expropiación, por parte del Estado Soviético, de las tierras, las cosechas, el ganado y la maquinaria. Pero Ucrania, que ya había declarado su independencia en 1918 (y que fue reconquistada a la fuerza gracias a la invasión del ejército rojo enviado por Lenin) y poseedora de una fuerte tradición campesina, no desea formar parte de la colectivización ni renunciar a la propiedad privada, por lo que se diseña una ofensiva que doblegue a dicha república, aniquile sus impulsos independentistas y anule su identidad. Así, entre otras medidas, se cierran las fronteras ucranianas, se prohíbe la circulación de región a región y se confiscan las reservas de trigo y de otros alimentos a millones de campesinos. Esto, combinado con una terrible carestía, provoca una hambruna masiva y duradera, a causa de la cual se calcula que muere un cuarto de la población ucraniana.

Igort presenta en estos Cuadernos Ucranianos casi un siglo de historia de esta república (para ponernos en antecedentes) y testimonios en primera persona (sin entrar en valoraciones, lo cual es de agradecer) recogidos durante los dos años que residió en el país. Alterna para ello diferentes estilos narrativos: utiliza el blanco y negro y abundantes datos y descripciones para la información histórica, y el color y la viñeta tradicional cuando se centra en los testimonios personales, consiguiendo un gran impacto visual y una riqueza narrativa de la primera a la última página.

A través de las palabras de los que vivieron esos tiempos de horror (y no sólo hablamos del Holomodor, sino también del periodo de carestía y de los continuos cambios políticos sufridos por el país, que no hicieron sino desestabilizarlo y convertirlo en un lugar más pobre de lo que ya era), descubrimos los increíbles trucos que se utilizaban para poder comer algo (como mezclar la harina con serrín para hacer pan) y cómo en algunas zonas de Ucrania el hambre y la necesidad provocaron que el canibalismo y la necrofagia se volvieran algo habitual (tan habitual, que los ucranianos acabaron viéndolo como algo “normal” y nada reprobable), lo que, evidentemente, provocaba más enfermedades y muerte.

Con tono de documental (hay quien lo compara con Joe Sacco, aunque sus estilos son completamente diferentes), Igort no sólo nos abre los ojos ante la gran (y prácticamente desconocida) desgracia vivida por este país, sino que nos demuestra, una vez más, que en cualquier parte del mundo y bajo cualquier poder político, son siempre los pobres los que más sufren.

  • Cuadernos Ucranianos
  • Autor: Igort
  • Título original: Quaderni Ucraini
  • Traducción: Julio Reija
  • Editorial: sinsentido
  • 176 páginas

Izaskun Gracia - quién ha escrito 18 entradas en Koult.es.

Izaskun Gracia (Bilbao, 1977) ha publicado los poemarios fuegos fatuos (2003) y eleak eta beleak (2007), y ha participado en las antologías de poesía Transgeneración 1.0 (2007), Odyssée du Danube 2007. Un bateau pour la paix (2008), Antología del beso. Poesía última española (2009), Árbol talado que retoña (2009) y Poesía errante: un viaje por la joven poesía española (de próxima publicación). Observa mucho y duerme poco.