lunes, 23 de enero de 2012

Ucrania paga el precio más alto del mundo por el gas

KIEV, Ucrania, January 19, 2012 /PRNewswire/ --

Hace tres años, Ucrania y Rusia firmaron los infames contratos de gas. Según el acuerdo, concertado por la ex Primera Ministra Yulia Tymoshenko, Ucrania paga ahora 516 dólares estadounidenses por cada mil metros cúbicos de gas ruso, más que cualquier otro país europeo.

Los políticos ucranianos siguen haciendo declaraciones sobre la enorme presión que el precio está suponiendo en la economía del país. A pesar del notable descuento Ucrania aún paga en exceso entre 4 y 5 mil millones de dólares estadounidenses por el gas anualmente. La miembro del Parlamento Ucraniano Inna Bohoslovska, reclamó recientemente que Ucrania habría perdido unos 12.000 millones de dólares estadounidenses en ganancias inevitables desde la firma del contrato de gas con Rusia. Los expertos estiman que Ucrania podría haber construido 44 hospitales con ese dinero.

En comparación, el Reino Unido solo paga 380 dólares estadounidenses por mil metros cúbicos. Los Países Bajos pagan 360 dólares estadounidenses, mientras que EE.UU. paga 99 dólares estadounidenses por el gas.

En 2010 Ucrania recibió un descuento de 100 dólares estadounidenses por permitir que la flota rusa del Mar Negro permanezca en Crimea. Esto no evita que el país tenga que pagar casi el 27 por ciento de sus ingresos de presupuesto estimados en 2012 para el gas ruso.

No es solo el alto precio, el sistema de compra garantizada estipulado por el contrato de 2009 permite ahora a Ucrania ahorrar dinero comprando menos gas. Ucrania anunció recientemente el plan de comprar 27.000 millones de metros cúbicos de gas en lugar de los más de 50.000 millones que adquirió en 2011. Rusia insistió en que el gas no consumido debería tener que pagarse igualmente.

Teniendo en cuenta todo lo anterior, parece bastante sensato que el gobierno ucraniano busque la reducción del precio del gas. Pero mientras Gazprom acordase bajar los precios para Austria, Francia, Alemania, Italia y Eslovaquia, la compañía de tratamiento de gas de propiedad estatal rusa no cederá a las peticiones ucranianas para reducir el coste del gas importado. Ucrania ha estado negociando un nuevo precio para el gas durante más de 21 meses, y sigue pagando la cuenta según el contrato existente.

Los representantes ucranianos consideraron los tribunales internacionales como su último resorte para establecer el precio justo ya que pagar un exceso no parece una opción viable para la economía ucraniana en la actualidad. Incluso la UE expresó su deseo de participar en las negociaciones de la transición del gas entre Ucrania-Rusia.

CONTACTO: Para más información, contacte con Maria Ivanova