martes, 18 de octubre de 2011

La oposición ucraniana dice que pedirá la disolución del Parlamento

Kiev, 17 oct (EFE).- El partido opositor ucraniano Batkivschina anunció hoy que pedirá la disolución de la Rada Suprema (legislativo) si no se despenaliza el artículo del código penal por el que su líder, Yulia Timoshenko, fue condenada a 7 años de cárcel.

"Ucrania no necesita una Rada así, por lo que nuestro partido presentará un proyecto de disolución de la cámara y de convocatoria de elecciones parlamentarias extraordinarias", aseguró Alexandr Turchínov, dirigente de la formación de Timoshenko, citado por las agencias locales.

De esta forma, la oposición quiere presionar a los diputados para que modifiquen el artículo 365 del código penal, que contempla penas de cárcel para el funcionario que cometa el delito de abuso de poder.

Batkivschina, que no cuenta con mayoría parlamentaria, confía en que esta semana la Rada aborde este asunto y despenalice el artículo, lo que anularía la sentencia de cárcel impuesta a la ex primera ministra, quien está encarcelada desde el 5 de agosto pasado.

El 6 de octubre pasado, la Rada ya aprobó en primera lectura la despenalización de varios artículos sobre delitos económicos, pero no el artículo 365.

El presidente de la cámara, Vladímir Litvin, reconoció que en este momento no ve posible que 226 diputados, la mitad más uno de los 450 que componen la Rada, voten a favor de la despenalización del artículo citado.

"El problema no está en la ley sobre la humanización del delito económico. El problema es si se alcanzará un consenso que tenga en cuenta las posturas surgidas tras la correspondiente sentencia judicial" contra Timoshenko, dijo.

A su vez, subrayó que el Parlamento no será disuelto, ya que la mayoría de los diputados se oponen a ello, y que las elecciones legislativas se celebrarán en octubre de 2012, como estaba previsto.

Los abogados de Timoshenko anunciaron hoy que recurrirán a final de esta semana a la sentencia de pena de cárcel, más tres años de inhabilitación política y la obligación de pagar casi 200 millones de dólares por abusar del cargo al ordenar en 2009 la firma de un contrato de gas con Rusia.

Además, Timoshenko es interrogada también en relación a una nueva causa penal, en la que se la acusa de endosar al Estado hace quince años la deuda de 405 millones de dólares, contraída por su corporación Sistemas Energéticos Unidos ante el Ministerio de Defensa ruso.

La Fiscalía General, por otro lado, informó el viernes de que estudia reabrir otros dos expedientes por malversación de fondos públicos contra la líder opositora que fueron suspendidos provisionalmente debido al inicio del juicio.

Timoshenko, que acusa al presidente ucraniano, Víctor Yanukóvich, de orquestar una campaña de persecución política contra ella, podría ser condenada a hasta 12 años de cárcel por este segundo caso.EFE