miércoles, 11 de mayo de 2011

Dos detenidos por asaltar una vivienda por encargo y agresir a ocupantes

Castell-Platja d'Aro (Girona), 10 may (EFE).- La Policía Local de Castell-Platja d'Aro ha detenido a dos exmilitares de Francia y Ucrania que asaltaron, al parecer por encargo, una vivienda de la localidad y se llevaron una cantidad indeterminada de dinero tras agredir a la propietaria, en presencia de su marido y de su hijo.

Según han informado hoy fuentes de la Policía Local, los hechos tuvieron lugar sobre las 08.30 horas del pasado jueves día 5, en una vivienda de la calle Josep Pla, donde reside una pareja extranjera con su hijo, menor de edad.

Los dos detenidos entraron armados con pistolas, que resultaron ser simuladas, amenazaron de muerte a la pareja y golpearon en la frente a la mujer con la culata de una de las armas para que el marido les entregara una cantidad de dinero que no ha trascendido.

Los vecinos, alertados por los gritos que procedían de la casa, llamaron a la Policía Local, que envió diversas dotaciones al lugar que detuvieron a uno de los agresores, mientras que el otro lograba huir en un vehículo en dirección a Calonge, aunque fue detenido poco después con la colaboración de la Policía Municipal de Calonge.

Los dos detenidos, que están acusados de un delito de robo con violencia e intimidación, son Lahcen S., exmilitar francés de 28 años, y Petro K., también exmilitar, de 35 años y natural de Ucrania.

Ambos, que fueron trasladados a las dependencias de la Policía Local de Castell-Platja d'Aro y posteriormente se pusieron a disposición de los Mossos d'Esquadra, están considerados como sumamente peligrosos y, aunque no tienen antecedentes en España, sí los acumulan en otros países europeos por delitos de características similares.

La policía sospecha que los detenidos actuaron contra la familia por encargo, ya que poco antes de acceder a su vivienda entraron en otra, que abandonaron inmediatamente al darse cuenta de que se habían equivocado de objetivo, y porque se desplazaron a propósito desde la localidad francesa de Montpelier para cometer el asalto.

El juzgado de guardia de Sant Feliu de Guíxols decretó el pasado sábado día 7 su ingreso en prisión.

La mujer tuvo que ser trasladada a un centro sanitario para atenderle de las heridas causadas en el asalto, mientras que los Servicios de Emergencias Médicas atendieron en la misma vivienda al marido y al hijo, que no presentaban heridas de importancia. EFE 1010086